Té blanco

el te blanco es muy sano, más que el té verde incluso, su puerza lo convierte en un té para adelgazar ideal

¿CÓMO HACER INFUSIONES DE TÉ BLANCO?

Ya hemos hablado de los distintos tipos de té existentes para poder hacernos una infusión de té y ahora toca el té blanco. Éste se elabora a partir de los brotes más tiernos, por lo que es un té más exclusivo que el verde, el azul, el rojo y de ahí su color blanquecino. Gracias a que se elabora con los brotes recién salidos, el aporte de energía de este tipo de té es mucho mayor.

Propiedades del té blanco

Aunque la fama de este tipo de té ha hecho que muchos lo consideren como una bebida mágica con propiedades únicas, la verdad es que no es tan mágico como dicen pero si tiene propiedades realmente interesantes:

  • Antioxidante
  • Aporte de micronutrientes al organismo (Vitamina E y C)
  • Menos teína que el té verde
  • Perfecto para perder peso

Preparación

4 minutos a una temperatura de 78º.

¿Que hace el té blanco en nuestro cuerpo?

Lo que hace el té blanco es que durante el proceso de digestión la grasa no se absorba tan fácilmente por el organismo, mejorando el proceso del paso de los alimentos por el sistema digestivo. Además, al ser diurético colabora con el proceso de expulsión de los líquidos.

No solo ayuda a reducir la absorción de grasa, ya que también favorece su reducción del organismo, reduciendo los triglicéridos y bajar el colesterol malo. Además, sus propiedades antioxidantes ayudan a proteger las células, algo también muy importante para el proceso de adelgazamiento.

Sin embargo no es un producto milagroso. No es que consumiendo solo este producto se vaya a perder peso rápidamente.
Si lleva una vida sedentaria, tomar té blanco no le va a servir nada. Lo que debe hacer es:

  • Hacer ejercicio al menos una vez al día, si no es posible caminar media hora todos los días. Intenta que sea más de ese tiempo, ya que el cuerpo comienza a eliminar calorías pasada la media hora.
  • Comer menos productos fritos y que sean altos en grasas. También intenta no comer muchos productos que sean considerados “basura”, como hamburguesas y bocadillos de las grandes franquicias de comida rápida y tan sanas que nos venden, ya que están llenos de grasas que van directas a nuestra barriga por la mala o baja calidad de estos alimentos.
  • Llevar una vida con el mínimo estrés posible. De la misma forma que el estrés ayuda a adelgazar nos ayudará también a aumentar el peso, por ejemplo la depresión.
  • Tomar tres tazas de té blanco al día, una después de cada comida. Esto te ayudará en gran medida a que el proceso de absorción de las grasas por parte del cuerpo sea mucho más lenta y beneficiosa.

Podemos tomar el té blanco en bebida, tanto caliente como fría manteniendo los elementos necesarios para adelgazar y facilitar la retención de líquidos.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies